LA BARRICK GOLD y EL GOBIERNO KIRCHNERISTA

Cuando el amor aún está verde oro

 

El lavado de una sustancia pulverizada para extraer las partes solubles es una de las formas de obtener oro, para ellos se usa la lixiviación con cianuro a la mena de oro para purificarlo. Esto produce una gran contaminación donde se hace el procedimiento por el envenenamiento producido por los componentes del cianuro y la gran cantidad de agua que se utiliza. Se llama lixiviación al procedimiento de lavado. Esto se realiza en piletas gigantes y pese a que accidentes no son frecuentes hay riesgos. La consecuencia son estos residuos que pasan a las napas de agua, contaminándola gravemente.

Esto en la Argentina -más precisamente en San Juan- la Barrick Gold parece no tomar estas precauciones y el gobierno Sanjuanino parece plegarse a esta moda.

 

Quienes no deben estar de acuerdo con usanzas importadas y aceptaciones del gobierno local son los consumidores de agua de la zona, al menos los que lo saben. Se cree que es inminente la actuación de la Secretaría de Derechos Humanos en apoyo a los mineros y vecinos del lugar, sobre todo pensando que en el año 2011 el geólogo Juan Pablo Milano presentó un extenso informe con fotos presentando una vista de tiempo antes de los accidentes y lo que se divisaba después. Notable diferencia. Inminente, en el diccionario de la Real Academia Española, significa para suceder prontamente. Pero no suministremos atención a los ibéricos que siempre nos quisieron vender espejitos. Brindemos nuestra atención al gobierno de San Juan, quien es el responsable de sus ciudadanos. Amigos, Sanjuaninos, Compatriotas, prestadme vuestros oídos:

 

El gobierno de San Juan no emitió la noticia de estos accidentes para no alarmar a la población. En la naturaleza el cianuro se puede encontrar en las almendras amargas, las semillas de cerezas, ciruelas, damascos y duraznos. Si se ingieren en exceso almendras amargas u otras semillas que contengan cianuros, los síntomas tóxicos comienzan a notarse en menos de una hora. La concentración de cianuro en el agua potable varía entre 0.001 y 0.011 P.P.M. (1 ppm es equivalente a una unidad de peso de cianuro en un millón de unidades de peso de agua) Los síntomas iniciales del envenenamiento pueden aparecer tras la exposición a concentraciones de entre 20 y 40 P.P.M. de cianuro, y pueden revelarse como dolor de cabeza, somnolencia, mareos, cambios en el ritmo cardíaco, respiración acelerada, enrojecimiento facial, náusea y vómito. Estos síntomas pueden estar acompañados por convulsiones, dilatación de las pupilas, piel fría y húmeda, ritmo cardíaco aún más rápido y respiración superficial. En el tramo final y más agudo del envenenamiento, las pulsaciones se vuelven lentas e irregulares, la temperatura corporal comienza a descender, los labios, la cara y las extremidades toman un color azulado, el individuo cae en coma y muere. Se estima que en esa zona la presencia de cianuro es de aproximadamente 150 Partes Por Millón.

 

Otro dato debe tener el presidente de la Cámara Minera de San Juan, Jaime Bergé, quien minimizó el efecto que pueda tener el líquido tóxico vertido por la firma Barrick Gold: "Deberías tomar mucha cantidad para que pueda producir algún daño, si se toma medio vaso no pasa nada" Cada mañana, Bergé pasará por el lugar y consumirá esa medida para demostrarlo. O tal vez entendí mal...

 

Fabian Kussman

PrisioneroEnArgentina.com

Septiembre 27, 2015

Peter Munk

Cristina Fernández de Kirchner

Toronto, 2010