CARTA ABIERTA AL FISCAL FEDERAL Ad Hoc Dr. JOSÉ ALBERTO NEBBIA

Secretario Judicial que actúa como Juez Subrogante, no nombrado por el Congreso de la Nación Argentina

Doctor NEBBIA

Luego de que Ud. se opusiera fallidamente, a que yo dispusiera de una computadora sin conexión a Internet, manifestando que: “resultan hechos notorios, tanto la posibilidad de utilización de una computadora personal como medio de comunicación a través de redes inalámbricas, ya sean instaladas en el propio equipo o incorporadas a través de dispositivos externos, como la circunstancia de que dichas conexiones resultan de imposible detección para los encargados de la seguridad de la unidad penitenciaria en la cual se encuentra alojado el imputado. Tal cuadro de situación, permitiría dotar de un medio para perjudicar la instrucción de la presente causa y con ello perjudicar los fines de la detención dispuesta a su respecto, medida restrictiva de la libertad ordenada, al menos, hasta que se resuelva su situación procesal” no puedo dejar de dar mi parecer sobre su oposición.

Así digo:

1) Yo nunca cometería un acto que pudiera llegar a perjudicar a ningún personal de la unidad penitenciaria en la cual me encuentro, siempre y cuando este cumpla legalmente con el deber que le impone su función. Mentir y engañar no es digno de una persona de bien y considero que lo soy por mas que ello no concuerde con su “relato“.

2) No le parece, que por el accionar ineficiente de esa fiscalía tuve 3 años de tiempo, en libertad durante los cuales de haber querido, aparte de fugarme, podría haber perjudicado la instrucción de la presente causa?. Yo por el contrario me presenté espontáneamente, me puse a disposición de la justicia y esperé la detención arbitrariamente publicitada  por esa fiscalía.

3) No le parece que fue esa fiscalía quien mas perjudicó toda investigación y también a mí, al no recibir por años, la denuncia de LEONOR MANZO y de su madre CATALINA REPETTO DE MANZO las cuales terminaron falleciendo por causas naturales, sin poder hacerlo?

4) No le parece que es esa fiscalía la que mas perjudica la causa al no hacerse presente para interrogarme (como yo lo pedía) en las 2 oportunidades que estando vencidos todos los plazos legales, presté declaración indagatoria? Así representa a las víctimas?

5) No le parece que es ilegal que aparte de no estar esa fiscalía presente en mi indagatoria, tampoco estuviera ni el juez subrogante  ni el secretario y que la misma fuera recepcionada por una empleada contratada por la Secretaría de DDHH? 

6) No le parece que tanto el Juez subrogante como su secretario cometieron un delito de Falsedad Ideológica, al firmar mi declaración indagatoria como si hubieran estado presentes?

7) No le parece, que al haber publicitado en el año 2011 es decir muy anticipadamente, detalles que tendrían que ser reservados, de la investigación desde esa misma fiscalía, aparte de infringir el Art. 204 del CPP me perjudicaban a mí, estigmatizándome socialmente? Y lo peor de ser yo quien Uds. dicen que soy, no habrían puesto  en peligro la vida de la testigo-víctima MARIA EMILIA SALTO?

8)  No le parece que esa fiscalía perjudica la investigación con testigos que se contradicen en sus versiones, cada vez que declaran, por lo cual Uds. parecen ser ciegos, sordos y mudos, “al no darse cuenta“?

9) No le parece a esa fiscalía que es ilegal que a (123 al 31/3/15)   días de mi detención yo no esté plenamente enterado de los hechos que se me imputan y mucho mas ilegal que no se haya resuelto mi situación legal?

10) No le parece que la fiscalía “debe ejercer sus funciones bajo los principios de la legalidad y objetividad, con autonomía e independencia“? Ud. cree que lo hace?

Doctor NEBBIA

Si su intención es amordazarme para que no grite mi verdad, tendrá que oponerse y tener éxito, no solo a que no tenga una computadora sin conexión a Internet, también tendrá que quitar los teléfonos de las prisiones, suspender las visitas, y prohibir la tenencia de papel y lápiz. Caso contrario no logrará callarme, por mas hechos que me armen o “ablandamientos” que me apliquen.

Afortunadamente para Ud. hoy, repito hoy, “la justicia” cuenta con el silencio ante hechos puntuales como el mío y de otros, de los medios periodísticos, poderes estatales, políticos,  de la iglesia, el temor,  etc. Pero esté seguro que esto no será para siempre.  

Si nuestros tiempos biológicos hubieran concordado y yo hoy estuviera en actividad, seguramente como hice en algunas oportunidades en el pasado con otros poderes estatales, no hubiera sido auxiliar suyo, por mas que en este caso represente a “la justicia”.  Tampoco lo sería  de la que hoy permite a algunos narcotraficantes presos, tener computadoras conectadas a Internet, teléfonos celulares, etc.

Atentamente

 

CLAUDIO KUSSMAN

Comisario Mayor ( R)

Policía de la Provincia de Buenos Aires

FISCALES AD HOC

Claudio Kussman vs. La "justicia" Argentina

Por Fabian Kussman

 

Mi nombre es Fabian Kussman. Mi padre es el ex Comisario Mayor (R) Claudio Alejandro Kussman. Para evitar cualquier tipo de sensibilidades, me referiré a él como el Señor Kussman. El señor Kussman está detenido por un delito que no cometió. Esta bien, usted ha escuchado esto anteriormente. Es por ello que me remitiré a la actuación de la hoy mal llamada “justicia’ Argentina y trataré de ser fiel representativo al modo de operar de esta “justicia”.

Claudio Alejandro Kussman –a fines del año 2011- leyendo un medio periodístico en Internet, se entera que su nombre es involucrado en un caso de torturas en el año 1976. Se presenta voluntariamente ante las autoridades para aclarar este malentendido y deja constancia de su nombre, dirección, y números de teléfono.

Esta nota periodística habla de una carta escrita por la madre de una víctima de torturas, hallada por su nieta treinta años después, en la que menciona los nombres de los torturadores.

Basicamente, quien escribe la carta, la señora Repetto habla de su conocimiento sobre el nombre de los torturadores. Dos miembros de la policía y “Culman o Culmbach”

Algunos problemas con esta afirmación. La víctima, Laura Manso, fallecida debido a una enfermedad terminal en el año 2006, ni su señora madre, la señora Repetto, en ningún momento mencionan o reportan nombre alguno       ante las autoridades actuantes. Recordemos que desde el año 1983 hay gobiernos democráticos en Argentina.

Laura manso, la víctima, declara que cuando es detenida, quienes lo hacen tienen el rostro cubierto y ella es vendada. Lleva solo a pensar que sus defensores eran actores de una cómica película de clase “B” y se llamaban por sus nombres.

La carta nunca es tenida en cuenta para un peritaje.

En las presentaciones ante la corte, los fiscales Argentinos declaran que de acuerdo con las funciones  que prestaba el señor Kussman, “Culman o Culmand’ -Si, ahora es “CULMAND”-, la carta se estaría refiriendo “Claramente” al imputado.

En Noviembre del año 2014, Claudio Kussman es arrestado. La orden judicial esta llena de errores y no se le informa en calidad de qué y bajo que acusación es detenido.

Luego de veinte días en prisión, y debido a que su abogado presenta una intimación a causa de plazos vencidos para presentar su defensa ante la “justicia” Kussman declara en videoconferencia… ante una secretaria contratada. Allí se le informa que es detenido ante la declaración de otra víctima/testigo –Pedro Roberto Miramonte- quien testifica ante un tribunal, en juicio a otro detenido, que el oficial BLUMA, perteneciente al Comendo radioeléctrico de Bahía Blanca le arresta por una causa de tráfico de armas.

La ‘justicia” nunca preguntó –pese a que el señor Miramonte repite tres veces el nombre BLUMA - quien era este oficial. Solo se limitó a sorprender una vez más. 

Fiscales Ad Hoc falsificando testimonios e inventando conclusiones irracionales. Un Secretario Judicial en vez de un Juez, quien no esta presente en las audiencias, pero firma como si lo estara. Plazos vencidos. Negación de una justa defensa. 

Y en documentos oficiales, esta “justicia” Argentina cambia BLUMA por Kussman.

El razonamiento de los fiscales continúa una línea descabellada. 

Debido a que Kussman poseía un intachable Curriculum de actos destacados protegiendo a ciudadanos de la delincuencia, no deja dudas que estos actos eran sobre Lucha Antisubversiva.

Algunos problemas con estas afirmaciones. El señor Miramonte menciona en diferentes declaraciones que fue arrestado en la ciudad de Punta Alta y luego en la ciudad de Bahia Blanca. El señor Miramonte declara que el oficial Bluma le arresta, No Kussman. El señor Miramonte afirma que el oficial BLUMA del COMANDO RADIOLECTRICO, es quien lo detiene, Kussman nunca prestó servicios en el Comando Radioeléctrico. La ‘justicia” Argentina presenta como pruebas la Foja de Servicos del señor Kussman… donde se establece que Kussman no perteneció NUNCA al Comando Radioeléctrico…

Tenemos casos con testigos que declaran información vaga y con conflictos en sus propios testimonios y luego modificados por la mano o imaginación o insólito razonamiento de los fiscales. Tenemos una carta con nombres que no solo son diferentes, sino que son modificados por la mal llamada “justicia” Argentina. Y tenemos un hombre que sin mencionar que es inocente o dejemos esto de lado por un minuto, esta siento tomado como rehén por un gobierno tirano sin pruebas, sin evidencia. Y ahora con evidencia inventada. 

En mi modesta opinión, este caso esta sentenciado. Un acusado sin pruebas. Un imputado al que no se le permite una defensa justa. Su abogado accede a información oficial con mucha dificultad. Kussman no es escuchado o es ignorado ante su pedido de interpelación con las supuestas víctimas/testigos o con el juez, o con los fiscales. Los plazos para que La Mal llamada “justicia” Argentina se expida por su liberación, arresto domiciliario –cosa que no contentaría –y no silenciaria al señor Kussman - Prisión preventiva o sentencia están largamente vencidos. Una señal más de hostigamiento. Como otros hostigamientos “menores” a los cuales es sometido.

El periodismo Argentino sabe de esta situación pero no es un tema conveniente. No vende porque Kussman no esta muerto, y tenemos esa tendencia extraña a homenajear a los muertos. Y a lamentar, y a protestar, y a enfurecernos cuando es ya muy tarde.

Los políticos Argentinos lo saben pero es un tema que le quitaría votos del bolsillo. Expedirse ante esto puede inclinar la balanza de ciudadanos en su contra.

Curioso el momento de la justicia Argentina. Un imputado pide que se investigue, realmente investigue la causa y es abandonado en un laberinto judicial sin derechos, teniendo que probar su inocencia a acusaciones sin veracidad.