A la señora Ministra de Seguridad:

Estimada Patricia:

 

Con enorme expectativa de obtener un positivo resultado, ante la aberrante injusticia que se está cometiendo, desde hace más de doce años, contra Oficiales navales, prestigiosos cuyo único pecado, fue cumplir las órdenes derivadas de un gobierno constitucional, legítimamente en funciones por mandato del sufragio ciudadano, respetuosamente, me dirijo a Usted, para solicitarle que sea usted portadora, del presente documento, al Señor Presidente de la Nación, a su Jefe de gabinete y a su gabinete de Ministros. Muy especialmente, al señor secretario de DDHH, quien ,si desea interiorizarse de los pormenores de los fundamentos de su elaboración, podrá dirigirse al Foro de Almirantes retirados,deseosos de ilustrar al señor secretario en toda inquietud, pregunta o averiguación que desee efectuar.

Por favor, encarecidamente, le pido que le preste atención a este tema, para revertir la abominable situación que padecen nobles soldados, muchos de ellos héroes de guerra, condecorados por la misma Nación.

Con el mismo espíritu de colaboración, que le manifesté desde un comienzo, me reitero a su disposición para lo que pueda resultarle útil. Dios la guarde.

 

Con gran afecto,

 

Hector Julio Alvarez (VL.RE)