ETCHECOLATZ y la verdad de las cosas

 
El prisionero político más longevo en las cárceles argentinas (87 años) y su visión de los dramáticos años setentas.
 
La voz de Miguel Osvaldo Etchecolatz -como su vida- se va apagando minuto a minuto. En el día 14 de su huelga de hambre, ni las organizaciones de "derechos humanos", ni la "justicia", ni el nuevo gobierno que pretende cambiar el curso errático del país se ha llegado hasta donde el anciano prisionero político yace, mirando un destino negro. Sus derechos siguen quebrantándose tanto como su cuerpo y su ya desmejorada salud. No así su espíritu, el que seguirá luchando. 
 
PrisioneroEnArgentina.com
Agosto 8, 2016