Huelga de Hambre

 

5 de Marzo del año 2016

 

Día CUATRO

 

A medida que pasan las horas, siento que me

voy debilitando físicamente mientras mi cuerpo

se fagocita a sí mismo. Me aparecieron algunas manchas oscuras en el rostro y hoy amanecí con calambres en las dos piernas.  Aparte del ayuno, imagino que será por haber abandonado las dosis de complejos vitamínicos que he ingerido desde siempre. Duermo más y en general me siento bien. No tengo apetito alguno, pese a que en el pabellón durante el día flotan aromas de diferentes comidas. Esto obedece a que más de un tercio de los prisioneros no comen las suministradas por la prisión, preparan y cocinan la propia. Destaco que entre ellos hay cuatro expertos cocineros.

 

Siento que opuestamente a lo físico se van fortaleciendo

y afirmando más mis convicciones y éticas al percibir EL

SILENCIO QUE GUARDAN LOS DIRIGENTES Y BUROCRATAS

DE TURNO. Estos -incapaces de responder a los numerosos

llamados y requerimientos míos, y de mis seres queridos-

avalan lo actuado por la justicia del gobierno al que sucedieron.

Al mismo tiempo mencionan tener el peor de los conceptos de

aquella administración, o así de su justicia. ¿Qué podemos

esperar con mi familia, si mientras tanto en una muestra más de inequidad sin límite, en Tucumán ponen fecha para el juicio por el "Operativo Independencia" ? Este, un hecho histórico que fuera dispuesto por los poderes democráticos de la época y aclamado por la sociedad toda. Acompaño en el dolor a los familiares de las víctimas que cayeron defendiendo el suelo de este país con mucha gente tan rara. Tampoco importa que desde el 10 de diciembre próximo pasado ya perecieron cinco prisioneros más. ¿Será porque se nos sigue considerando una cosa? Nuestros dirigentes: ¿No sentirán vergüenza? ¿Estarán contentos con su conciencia y consigo mismos en el breve tránsito por esta vida? ¿Esa es la enseñanza y el ejemplo del bien y del mal que le dan a sus hijos? ¿Se conformarán con los halagos y agasajos que reciben de sus entornos, obsecuentes a su transitorio poder? La lista de interrogantes podría ser muy extensa, la completo preguntándome: ¿Qué le paso tanto a Darío Lopérfido como a la doctora Carrió? De ellos tengo el mejor de los conceptos (lógicamente sin concordar con todos sus actos) pero pareciera que se llamaron a silencio, luego de haber tenido tiempo atrás un atisbo de verdad histórica en sus dichos? ¿CAMBIARON?

 

Claudio Kussman

PrisioneroEnArgentina.com

Huelga de Hambre